spacer
Contexto
division
div
CONTEXTO HISTÓRICO
Personaje del mes

ANDRÉS ROSILLO Y MERUELO

El Socorro, una de los primeros lugares en firmar su independencia, fue cuna de algunos de los próceres y personajes del movimiento independentista de Colombia, entre los que se cuenta al canónigo Andrés Rosillo quien nació en esa Villa el 3 de Octubre de 1758.

Como muchos de los personajes destacados de la independencia, Rosillo estudió su bachillerato y su carrera de abogado en el Colegio Mayor de Nuestra Señora del Rosario en Santafé de Bogotá y posteriormente realizó sus estudios eclesiásticos, carreras que combinó a lo largo de su vida.

Entre 1782 y 1802 se desempeñó en diferentes cargos entre los que se cuentan el de capellán mayor de la ermita de Nuestra Señora de Monserrate, cura párroco de Simacota, donde se distinguió como párroco progresista, durando en este cargo seis años, luego pasó al curato de Fómeque, donde reedificó la iglesia. El 7 de diciembre de 1787 fue recibido oficialmente como abogado de la Real Audiencia. De 1787 a 1789 desempeñó los cargos de promotor fiscal del Arzobispado, asesor del Provisorato, examinador sinodal, vicario superintendente de la Villa del Socorro y vicerrector interino del Colegio Mayor del Rosario, donde era catedrático de filosofía. El 18 de diciembre de 1802 fue elegido rector del Colegio Mayor de Nuestra Señora del Rosario, siendo su vicerrector el padre Pedro Salgar, quien lo delataría por sus andanzas revolucionarias.

Rosillo se presentaba como un canónigo rebelde y era reconocido entre las autoridades coloniales como un conspirador. Era bien sabido que en su residencia se realizaban tertulias revolucionarias y que tenía relación con otros ilustres patriotas conspiradores que se reunían en el Observatorio Astronómico. Uno de los hechos que lo revela como conspirador revolucionario, fue el de los sucesos del 10 de Agosto de 1809 en Quito, donde se destacó por propagar las ideas libertarias y democráticas, contra la monarquía española y la opresión colonial, hecho que provocó su detención por parte de las autoridades cuando se desplazaba hacia la villa del Socorro. El 21 de enero de 1810 llegó a Santafé hecho prisionero y permaneció en el convento de los capuchinos hasta el 21 de Julio del mismo año, cuando el pueblo lo aclamó, lo liberó de la prisión y fue llevado al salón de sesiones de la Junta Suprema de Santafé, a la cual lo incorporaron.

Posterior a estos hechos, Rosillo continuó moviéndose entre la vida eclesiástica y política. El 11 de Diciembre de 1810, Rosillo obtuvo 44 votos que lo elegían como obispo de la diócesis de la villa del Socorro, ya que esta última pretendía un obispado independiente de la arquidiócesis de Santafé, hecho que se conoce como el “Cisma del Socorro”.

Como el llamado “Cisma” fracasó, Rosillo fue nombrado diputado de la Provincia del Socorro en el primer Congreso del Nuevo Reino de Granada. Rosillo se arrepintió ante el capítulo de Santafé, y obtuvo la aceptación de su entrada de nuevo al coro de la catedral. El 12 de febrero de 1812 ingresó de nuevo al capítulo.

En cuanto a su actividad política durante la Primera República Granadina, el canónigo Rosillo participó en defensa de la causa patriota. Fueron célebres sus sermones en apoyo a la independencia y los folletos que publicó sobre diversos temas. En los años de la Pacificación española y del Régimen del Terror, Pablo Morillo desterró al canónigo Rosillo con otros eclesiásticos revolucionarios a las cárceles de España. Rosillo fue puesto en la cárcel de la Inquisición de Valladolid, hasta la revolución de Rafael del Riego en 1820, cuando le abrieron las puertas y pudo regresar a la Nueva Granada. En la década de los veinte tomó parte en varios asuntos en las relaciones, entre la Iglesia y el Estado, y en especial, en la definición del patronato republicano. El 2 de febrero de 1823, el canónigo Rosillo fue nombrado deán por el capítulo y el gobierno de la Gran Colombia. Tuvo estrechas relaciones con el Libertador Simón Bolívar, a quien frecuentaba con sus visitas en el palacio presidencial. En sus últimos días, viajaba al Socorro con frecuencia, y también a Fómeque y Chiquinquirá. El canónigo Andrés María Rosillo y Meruelo murió el 25 de septiembre de 1835 en Bogotá, a la edad de 67 años.

 

Para mayor información acerca del personaje se pueden consultar los siguientes textos y enlaces:

  • Rodríguez Plata, Horacio. Andrés María Rosillo y Meruelo. Editorial:Bogotá : Editorial Cromos, 1944. 280 pág.
  • Hernández de Alba, Guillermo. Causas internas de la independencia de Colombia [manuscrito] Editorial:[1900?]. 31 h.
  • Rosillo y Meruelo, Andrés María. Justa defensa de los derechos imprescriptibles de la iglesia en que se hace ver la ilegitimidad. Imprenta de C. Bruno Espinosa,1 h, 176 p.
  • Rosillo y Meruelo, Andrés María. Sermon predicado en la Iglesia Catedral de la ciudad de Santafé de Bogotá el dia 24 de febrero de 1805, en la solemnidad de acción de gracia que con asistencia del Exc.mo Sr Virey, de todos los tribunales, y de los individuos de la Expedición de la Vacuna, y su Vicedirector don Joseph de Salvany, fue celebrada para manifestar el reconocimiento de este nuevo reyno a Dios, y al Rey por este beneficio. Editorial:Santafé : Imprenta de D. Bruno Espinosa de los Monteros, 1805, 42 p.
  • http://www.lablaa.org/blaavirtual/biografias/rosiandr.htm
  • http://www.lablaa.org/blaavirtual/revistas/credencial/septiembre2007/andresrosillo.htm
NOTA: Nos permitimos informar que el uso sugerido de Wikipedia en esta u otra página web se hace en la medida en que no es tomado como una fuente primaria de información sino como una herramienta de consulta para algunos contenidos.
webmaster consejeria bicentenario   consejeria bicentenario